Desolada la Estación.

La triste imagen de la actual estación Zelaya. 


El silencio es bueno, pero la desolación es muy mala compañía, en el kilómetro 58, donde se erigió la estación de pasajeros hoy luce diferente. La ceremonia de arribo y de partida de un tren se extraña.

Las vías toman un color amarrado, la vegetación se está apoderando del lugar, su andén está siendo invadido por enredaderas y ni hablar de la estructura del edificio ferroviario, aquella estación fundada un 30 de abril de 1892, siendo la primera en servir servicios en Partido del Pilar, hoy a 123 años se encuentra en un estado deplorable, los habitantes no pueden casi ni cruzar las vías per la vegetación y la noche se vuelve más oscura que nunca.

Hace un mes de la última bocina del tren que despedía la añosa estación y hasta el día de hoy no ha vuelto, hay muchas versiones acaso del ramal Victoria a Capilla del Señor,  que han invertido 107.000  para reestructurarlo pero desde la estación central que es Victoria no se ve ningún cambio.

Zelaya nació con el ferrocarril, y depende del mismo. Los habitantes añoramos cuando la misma estaba en funcionamiento, pero el Pueblo no pierde las esperanzas por que el tren algún día regresara y dara vida a la desolada estación...

ZELAYA PUEBLO. 

Entradas populares