Cumplió 42 años el centro tradicionalista más antiguo del Pilar

EL PIAL

El Centro Tradicionalista El Pial de Zelaya, festejó su 42º aniversario, cumpleaños que lo encuentra en su mejor momento. Unas 500 personas disfrutaron el jueves por la tarde de un gran asado, bailes y de competencias entre jinetes. El momento más emotivo se vivió cuando miembros de la comisión y del Municipio, descubrieron una placa recordatoria de Juan Carlos “Tito” Agusti, ex vicepresidente de la entidad.

“Gracias a Dios nos acompañó el tiempo y acá estamos poniéndole todo, con la comisión, amigos, poniendo toda la carne al asador”, explicó el actual presidente de la institución, Miguel Pedraza.

Junto con los restantes miembros de la comisión (unas 20 personas) organizaron un agasajo para socios y vecinos de la localidad. Aunque entre los 500 visitantes también llegó gente de otras localidades, de la ciudad de Escobar y hasta personas de la Provincia de Mendoza.

Desde temprano, los paisanos comenzaron a llegar con sus caballos, listos para participar de la primera actividad de la jornada festiva: la carrera de tambores. Además del excelente humor de los participantes, y de la búsqueda del primer puesto que constaba de dinero en efectivo, hubo caídas seguidas por la preocupación de los restantes jinetes, demostrando el compañerismo que caracteriza a los allegados al centro tradicionalista.

Durante el almuerzo, miembros de distintas secretarías del Municipio en representación del intendente Humberto Zúccaro -se encontraba en las Fiestas Patronales de Manzanares- entregaron un subsidio de 15 mil pesos para la entidad tradicionalista, “para seguir luchando día a día por las tradiciones”, dijo sobre el escenario la directora de Políticas Sociales municipal, Daiana Castiglia.

“Estamos más aliviados pero hemos puesto el alambre perimetral, los baños, todo lo que es pintura. Hemos puesto plata de nuestros bolsillos para poder salir a paliar este asado, porque una vaquillona con cuero sale 4 mil pesos”, explicó Pedraza.
Fue junto con la dirección de Relaciones con la Comunidad que se gestó dicho subsidio, siendo que en los últimos tiempos la comisión se propuso poner en óptimas condiciones el lugar, lo que trajo aparejadas deudas, junto con la organización del evento.

Más tarde, el protagonismo fue todo de la música, compartiéndose hasta la tarde diversos números folclóricos, y cerrando un nuevo aniversario de una de las entidades más queridas y fundamentales del pueblo de Zelaya.

El más antiguo

El Pial de Zelaya es el centro tradicionalista más antiguo de Pilar. Por el lugar pasan semanalmente gauchos de distintos puntos del distrito, como de otros partidos. Presidido por Miguel Pedraza desde hace más de un año, cumple un papel social importante en la zona.

Además de intentar mantener intactas las tradiciones gauchescas, fue hace un año, refugio para 86 familias de los barrios Río Luján, Carabassa y Manzanares que debieron ser evacuadas tras una fuerte inundación.

Junto a unos 70 socios, su comisión de 16 personas, trabaja arduamente para conservar intacto el predio. “Allá por 1974, era tractorista de una persona que fue presidente acá y en los días de lluvia cuando no se podía trabajar en el campo, ya veníamos a El Pial a hacer pozos y otras cosas”, repasó Pedraza, parte de su historia personal que se entrecruzó con la de la entidad que hoy preside.

“Para Zelaya, El Pial es algo muy grande porque ya cumple 42 años y la gente sigue participando. Viene gente de todos lados”, remarcó el delegado municipal, Javier Carrión, de destacada labor social en la región y vinculado íntimamente con el centro tradicionalista.

La frase

“Desearía que esto siga adelante y con el apoyo del intendente. Seguir trabajando, unidos y darle para adelante, a la criolla”, fue el deseo del presidente del Pial, Miguel Pedraza.

Homenaje a Tito 

Mientras la gente se acomodaba para empezar a degustar del gran asado que los miembros de la comisión estaban preparando, todo un salón repleto se paró y realizó un minuto de silencio por la memoria de Juan Carlos “Tito” Agusti. Exvicepresidente de la comisión, dedicó su vida a la entidad y falleció a causa de una grave enfermedad meses atrás. Fue luego de descubrir una placa recordatoria, que se hicieron presentes las lágrimas entre algunos socios, amigos y familiares de Agusti.


“Se me puso la piel de gallina, uno estaba muy emocionado. Aparte me tocó estar con el hijo, siempre estuve al lado de ellos”, comentó Pedraza, luego de compartir un fuerte y sentido abrazo con uno de los hijos de “Tito”.

CITA
----------------------------------
- El Diario Regional, Pilar, Provincia de Buenos Aires. 
En linea en pilaradiario.com. Jueves 22 de junio de 2013. 

Entradas populares